¿Qué diferencia hay entre pastelería y repostería?

¿Qué diferencia hay entre pastelería y repostería?

Cuando asistimos a una confitería, o a un salón de té, vemos en la carta un montón cosas dulces y ricas, tales como: tartas, tortas y cuadraditos dulces. Sin embargo, no nos preguntamos si ellos pertenecen al rubro de la pastelería o de la repostería.

Ustedes me dirán, no vamos allí para hacernos preguntas, vamos para disfrutar de un momento grato y dulce en buena compañía, aunque no siempre.

Además, sobre todo en la actualidad, ambos términos se utilizan de forma indistinta, prácticamente como sinónimos y sin embargo, en su origen ambos conceptos no significaban exactamente lo mismo. Pero como yo no estoy sentada en este momento frente a una exquisita porción de torta, les contaré la diferencia.

Cuando hablamos de pastelería nos referimos a la elaboración de platos y postres dulces que requieren de ciertas técnicas, conocimientos y recursos sofisticados (macarons, torta de casamiento, postres para eventos formales, postres gourmand).
Este término apareció por primera vez en Francia, en el año 1440. Hasta entonces, las personas que realizaban elaboraciones dulces eran conocidos como reposteros. Pero gracias al nuevo término creado por los cocineros de la época, se empezó a distinguir como especialidad el oficio dedicado exclusivamente a los postres que se servían después de comer.

Durante el reinado de Carlos IX, aparece en Francia la primera institución para reglamentar este gremio y ofrecerle la educación específica correspondiente. Entonces apareció la Corporación de Pasteleros, de la que surgieron los primeros maestros de este precioso oficio.

Con el tiempo, se comenzó a llamar pastelerías a los establecimientos de ventas de platos dulces, de cierto nivel de complejidad y con un especial énfasis en su decoración. Los pasteleros generalmente se esmeran en incorporar ingredientes, herramientas o recetas sofisticadas, lo que para muchos eleva su trabajo al nivel de una rama artística.
Hoy en día, la pastelería es un oficio en el que se enseñan técnicas modernas para la creación de pasteles, masas, platos y postres dulces.

En nuestro país, contamos con excelentes pasteleros que hacen obras de arte, los nombrare por orden alfabético: Maurico Asta, Damián Betular, Joaquín Grimaldi, Osvaldo Gross e Isabel Vermal. Dicha lista esta realizada por Cucinare.tv

Ahora vamos por la repostería, que es la elaboración de pasteles, postres o platos dulces tradicionales, con ingredientes cotidianos o de estación y que, no requiere de técnica o formación profesional para elaborarlos. La repostería es la elaboración de platos y masas dulces, generalmente a partir de recetas tradicionales.

Su significado más antiguo hacía referencia a una despensa de pequeño tamaño donde se guardaban determinadas provisiones. El repostero, por tanto, era el encargado de guardar y cuidar estas provisiones. Se cuenta que, para aprovechar el tiempo del que disponían en aquella despensa, comenzaron a elaborar pastas y otros dulces. .

Poco a poco los reposteros comenzaron a elaborar más dulces: masas, galletas, pastas, mazapanes, cremas, mermeladas, merengues… y comenzaron a tener sus propios establecimientos, eran los artesanos del dulce.

Hoy en día, se suele llamar reposteros a aquellas personas que elaboran postres, masas y preparaciones dulces con recetas tradicionales (bizcochos, galletas, pastas, mazapanes trufas, merengues, dulces a base de frutas, ect) y que generalmente aprendieron de forma autodidacta.

La diferencia entre pastelería y repostería tiene que ver con el origen de los términos, las responsabilidades de quienes ejercen estos oficios y la complejidad de las preparaciones.

En conclusión, mas allá de la diferencia de origen que tiene la pastelería y la repostería, disfrutamos de esos manjares que pueden corresponder a la formalidad o a la informalidad, es decir comer un postre en el mejor restaurante gourmet o tomar un té o mate en nuestro patio o en nuestro jardín con unos ricos, sabrosos y crocantes bizcochos.

Fuentes:
tartascristina.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *