Mujeres del Alma Mía

Mujeres del Alma Mía

De Isabel Allende /Editorial Sudamericana.

Les recomiendo esta obra porque es un festín de recuerdos y anécdotas de la autora. La gran escritora, quién a través de estas páginas hace un repaso de su vida, bucea en su memoria y nos presenta a “sus mujeres imprescindibles”, sus referentes que la vinculan –sin ellas saberlo- con el feminismo.

El libro “Mujeres del Alma Mía” reza sobre el amor impaciente, la vida larga y las brujas buenas: ¡increíble el título! Dan ganas de saborearlo, adentrándose en las páginas, una pintoresca biografía inspirada en sus pilares femeninos: Panchita, su madre; Paula, su hija muerta y Carmen Balcells, su agente. Asimismo, escritoras relevantes como Virginia Woolf, Margaret Atwood y Simone de Beauvoir fueron sus referentes.

“No exagero al decir que fui feminista desde el kindergarten”, afirma y agrega, “antes siquiera de conocer el concepto”.

Isabel Allende fue criada en una familia patriarcal y conservadora. Su inspiradora inicial fue Panchita, su madre, una muchacha muy bella que conoció la desdicha de muy jovencita, convirtiéndose más adelante en mujer subordinada, sin recursos y sin voz; lo mismo que las empleadas de su casa. A todas las veía como víctimas desde muy niña. Ello le marcó una obsesión por la justicia y un rechazo por el machismo. En el libro recuerda la frase que su abuelo le decía, haciéndole un planteo radical y simple sobre el matrimonio: el hombre provee, protege y manda; la mujer sirve, cuida y obedece.

El libro es fresco como ella, a sus 79 años con cuatro matrimonios en su haber, dos hijos, dos perros y varias pérdidas, la chilena sigue apostando a la vida, a los proyectos. Escribe de cómo es amar a su edad, a Roger su actual marido; ese amor impaciente que no tiene tiempo para esperar. Cómo conoció al prestigioso abogado de Manhattan, quién se enamoró de ella al escucharla en un programa de radio. La anécdota de la primer cita es fabulosa.

Allende a través de éstas páginas nos motiva a mantenernos activas, y dice que lo último que quisiera abandonar es la sensualidad de la escritura.

Isabel cuenta que cada mañana después de saludar a sus espíritus, Paula y Panchita, da las gracias ya que su vejez es un regalo precioso. Las últimas palabras de su libro están dedicadas al trabajo que está pendiente para lograr un mundo más igualitario para las mujeres, para las niñas desprotegidas por diversas culturas en el mundo: “Ahora quiero dar las gracias por lo que tengo, encender las antorchas de hijas y nietas, ellas tendrán que continuar la labor que nosotras no alcanzamos a terminar”.

Datos del autor:

Isabel Allende, nació 1942 en Perú, pasó su primera infancia en Chile. Después del golpe militar de 1973 se exilió en Venezuela y desde 1987 vive en California. Su primera novela La casa de los Espíritus, es título mítico de la literatura latinoamericana .Es una de las escritoras más leídas en lengua española. Recibió varios premios. Premiada en Estados Unidos por su aporte a a las letras. Escribió Eva Luna, Paula, Afrodita, Retrato en Sepia, La suma de los días, El juego de Ripper, El amante japonés, entre otros.

Silvia Inglese

2 comments

Estimada Silvia
Los libros de Isabel Allende bucean como nadie el mundo de las mujeres

saludos cordiales
Bibiana

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *